Musei Capitolini

menú facilitado

salto a:
contenido. búsqueda, sección. idiomas, menú. utilidad, menú. principal, menú. camino, menú. pie, menú.

Patio Sala Egipcia Atrio Habitaciones en la planta baja Escalón Galería Sala de las Palomas Gabinete de Venus Sala de los Emperadores Sala de los Filósofos Salón Sala del Fauno Sala del Gladiador

Palacio Nuevo

Este sector museal, no obstante los cambios enfrentados a lo largo de los siglos, ha sustancialmente mantenido las características de la composición del Setecientos.
Se ha quedado practicamente inmutado el aspecto decorativo de los ambientes, a los cuales se ha adecuado también la disposición de las esculturas y de las inscripciones.
Las notables esculturas antiguas proceden en gran parte de las colecciones privadas de prelados y nobles familias romanas.
El edificio, de manera diferente al contrapuesto Palacio de los Conservadores, muestra un equilibrio simétrico de los espacios y de los elementos arquitectónicos.

El Palacio se denomina Nuevo porque fue construido ex novo, sobre la base del proyecto de Michelangelo, para completar el diseño de la plaza capitolina, añadido a los preexistentes Palacio Senatorio y Palacio de los Conservadores.
El museo fue inaugurado en 1734, bajo el pontificado de Clemente XII, que el año anterior había adquirido para las colecciones capitolinas la importantísima colección Albani de antigüedades, constituida por 418 esculturas. Estas se añadieron a las obras, ya expuesta en el Belvedere Vaticano, y donadas al Campidoglio por el papa Pio V en 1566, y también las esculturas que año por año llegaron a la colina y que ya no encontraban ubicación en el Palacio de los Conservadores.
Las colecciones aún están organizadas según la concepción expositiva settecentesca.

Atrio

Palacio Nuevo - Atrio

Sobre las paredes del pasillo porticado de la planta baja, abierto al patio, se suceden grandes hornacinas con estatuas entre las que destacan las figuras colosales de Minerva y de Marte.

Desde el punto de vista arquitectónico, el espacio se articula en hornacinas y falsas puertas, con columnas adosadas en las paredes; coronadas con dos conchas ornamentales que completan escenográficamente la decoración.

Entre las esculturas de mayor interés sobresalen:
 - el “Pirro”, estatua colosal que representa Marte con ropa militar, proveniente del Foro Transitorio, copia de la edad flavia de la original estatua de culto del templo de Marte Ultore en el Foro de Augusto;
 - la estatua de Minerva, realizada según modelos inspirados a Atenea Parthenos de Fidia del Siglo V a.C.; la escultura, de tamaño colosal, descubierta bajo el pontificado de Paolo III (1534.1549), fue destinada al principio para decorar la hornacina en el centro de la escalinata de Palacio Senatorio, más tarde sustituida por la escultura de pórfido aún hoy en su lugar;
 - la estatua del emperador Adriano representado como Pontifex Maximus, con la cabeza velada;
 - la estatua de la emperatriz Faustina Maggiore con las atribuciones de la Fortuna.

Alrededor de las hornacillas que acogen las esculturas se encuentran epígrafes romanos, en su mayoría de tipo funerario.

Escultura
Finales del siglo I d.C.
inv. MC0058
Escultura
Siglo II a.C.
inv. MC0037
Escultura
112-140 d.C. - Reanudación de un prototipo del siglo V a.C.
inv. MC0048
Escultura
De los siglos II-III d.C.
inv. MC0053
Escultura
Siglo I d.C.
inv. MC2099
Escultura
117-138 d.C.
inv. MC0054

de nuevo a menú facilitado.